Cuál es el papel de las emociones en la educación

Análisis de las emociones en la educación

El concepto de aprendizaje socioemocional está cada vez más en el punto de mira, ya que los profesores y los centros educativos se enfrentan a su responsabilidad de enseñar a los alumnos a aprobar los exámenes y las tareas del curso y a convertirse en seres humanos completos con las habilidades y los atributos necesarios para tener éxito en la vida.

El aprendizaje socio-emocional, o SEL por sus siglas en inglés, es un concepto esencial dentro de la educación porque es un marco a través del cual los estudiantes adquieren las habilidades necesarias para navegar a través de la escuela, la vida laboral y más allá. En particular, este marco ayuda a la autopreservación, el autocontrol, la creación de relaciones y la toma de decisiones.

La mayoría de los profesores e instituciones académicas son conscientes de su obligación de ayudar a los alumnos a obtener buenas notas y a salir de la escuela con las mejores calificaciones posibles, y de ayudarles en su desarrollo personal. Hacerlo así les permite salir de la educación como individuos completos con las herramientas necesarias para alcanzar el éxito en el futuro.

En este artículo, exploramos todo el concepto de aprendizaje socio-emocional con mucho más detalle. Además, también explicaremos por qué es tan importante y cómo la idea relacionada con la retroalimentación socioemocional puede ayudar a los profesores a impartir lecciones más atractivas que tengan más probabilidades de generar una adquisición de conocimientos duradera.

De dónde vienen las emociones

Las emociones influyen en el aprendizaje de cuatro maneras. Influyen en nuestros niveles de motivación (impacto motivacional). Las emociones positivas pueden ayudar a que el alumno se comprometa con el aprendizaje durante más tiempo porque se mantiene motivado. Las emociones durante el aprendizaje también influyen en nuestros sentimientos hacia la educación (impacto psicológico). Si tenemos experiencias positivas, es más probable que disfrutemos de la escuela y desarrollemos el amor por el aprendizaje. Las emociones también pueden hacer que el trabajo en grupo sea mucho más fluido (impacto social). Sin embargo, hay que tener en cuenta que el aprendizaje a veces requiere confusión y frustración cuando estamos aprendiendo conceptos difíciles pero necesarios (impacto cognitivo).

  Qué significa caex en educación

Algunos psicólogos cognitivos creen que los estudiantes que tienen actitudes positivas hacia la educación también sienten que tienen el control de su propio aprendizaje, lo que lleva a un mayor esfuerzo. Se trata de una espiral ascendente. Los estudiantes que se esfuerzan más sentirán resultados positivos adicionales, lo que les llevará a esforzarse aún más. Estos estudiantes han desarrollado lo que Carol Dweck llama una “mentalidad de crecimiento” hacia la educación.

La influencia de las emociones en el aprendizaje y la memoria

Los términos subjetivos utilizados en la neurociencia afectiva incluyen emociones, estados de ánimo, sentimientos, afectos y pulsiones. Aunque la emoción se ha estudiado durante mucho tiempo, no tiene una definición única. Una revisión de 92 definiciones putativas y nueve afirmaciones escépticas (Kleinginna y Kleinginna, 1981) sugiere una definición con un consenso bastante amplio:

Las emociones describen un complejo conjunto de interacciones entre variables subjetivas y objetivas que están mediadas por sistemas neuronales y hormonales, que pueden (a) dar lugar a experiencias afectivas de valencia emocional (placer-displacer) y excitación emocional (activación alta-baja/calma-aroma); (b) generar procesos cognitivos como afectos perceptivos emocionalmente relevantes, valoraciones, procesos de etiquetado; (c) activar cambios psicológicos y fisiológicos generalizados a las condiciones de excitación; y (d) motivar un comportamiento que a menudo, pero no siempre, es expresivo, dirigido a objetivos y adaptativo.

  Cómo se llama el ministerio de educación 2019

Aunque esta definición puede ser adecuada para los fines cotidianos, no abarca algunos aspectos importantes de los sistemas emocionales, como la forma en que las emociones operan para crear sentimientos subjetivamente experimentados y cómo controlan las dimensiones de la personalidad. En consecuencia, Panksepp (1998) sugirió lo siguiente:

La importancia de las emociones

Los educadores y los estudiantes deben reconocer el papel integral que tienen las emociones en el aprendizaje. Las emociones son una respuesta encarnada a un estímulo (ya sea real o percibido, externo o interno) y se experimentan a lo largo de un continuo que va de lo positivo a lo negativo. En el entorno de aprendizaje, las emociones pueden desempeñar un poderoso papel para apoyar o socavar el aprendizaje y la enseñanza. Las emociones están intrínsecamente vinculadas a las habilidades cognitivas, como la atención, la memoria, la función ejecutiva, la toma de decisiones, el pensamiento crítico, la resolución de problemas y la regulación, que desempeñan un papel fundamental en el aprendizaje.

Las emociones positivas para el aprendizaje incluyen el interés, la curiosidad, el asombro, la pasión, la creatividad, el compromiso y la alegría. Estas activan el sistema de recompensa del cerebro, hacen que la experiencia sea deseable y ayudan a la concentración y la atención. Los estados emocionales positivos pueden permitir a los estudiantes ampliar su perspectiva, ver alternativas, persistir a través de los desafíos y responder eficazmente a la crítica y al fracaso.

Las emociones positivas y los estados de aprendizaje que promueven influyen recíprocamente en la motivación del alumno. La motivación puede considerarse el impulso y la energía que hay detrás del aprendizaje. Los estudiantes pueden estar motivados tanto por sus objetivos internos de aprendizaje (objetivos de dominio) como por factores externos, como el reconocimiento de las notas (objetivos de rendimiento). Los objetivos de dominio suelen estar impulsados por el interés personal, la curiosidad, la relevancia y los procesos de regulación del aprendizaje eficaces. Se ha demostrado que los estudiantes que demuestran el dominio de la orientación hacia los objetivos tienen una disposición más productiva hacia el aprendizaje, lo que se traduce en experiencias más sostenidas de éxito en el aprendizaje.

  Cómo preguntar educadamente vas a venir a dormir
Esta web utiliza cookies propias y de terceros para su correcto funcionamiento y para fines analíticos y para mostrarte publicidad relacionada con sus preferencias en base a un perfil elaborado a partir de tus hábitos de navegación. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Más información
Privacidad